Experimentos mayo 2020

Tengo dos experimentos para este mes y creo que una forma efectiva de sumar a la auto-disciplina es hacerlos públicos. Como he dicho antes, en mí confluyen dos fuerzas: por una parte está la competitiva, la de querer ser mejor que ayer, la que sabe que todavía le falta mucho y que considera esa falta una oportunidad gigante para mejorar. Y por otra, está la fuerza que representa la capacidad de decir de forma clara: hoy tengo suficiente. Y sobre todo, hoy soy suficiente. No hay nada que deba hacer para completar esa noción.

Esas dos fuerzas aparentemente contradictorias funcionan, en lo que a mí respecta, muy bien juntas. La motivación de avanzar que parte de la perpetua insuficiencia genera la falsa noción de que el ser humano es un hacer humano y es en ese “hacer” donde va a completarse a sí mismo. No me interesa correr esa carrera. Por otra parte, quien dice “yo soy suficiente y ya tengo suficiente” y no hace nada más para mejorar, empezará poco a poco a empozar su alma, quitando el dinamismo y la energía que produce la mejora de uno mismo. No me interesa perder potencial.

Así que aceptando plenamente satisfecho y agradecido el momento en el que estoy, me dirijo hacia adelante, paso a paso, con dos experimentos para mayo:

Experimento de hábito: ritual matutino

En los últimos meses he construido dos hábitos: el de escribir después de almorzar y el  último, a partir del aislamiento, ha sido el de hacer deporte a las 12:45 p.m., antes de almorzar. Son dos logros importantes de mi día a día que ya no tengo que decidir si debo o no debo hacer o cuando debo hacerlos. Y cuando los estoy haciendo, lejos de ser un autómata, disfruto plenamente y de forma concentrada.

Siguiendo lo que funcionó de mi experimento anterior, me he propuesto añadir un ritual matutino que incluya un tiempo de meditación, oración y lectura de proverbios. Todavía no consigo despertarme a la misma hora en esta época y es de mi interés aprovechar mis mañanas.

Experimento de aprendizaje: gestión de redes sociales para proyecto musical

Estoy empezando a trabajar en el posicionamiento de mi marca como músico en redes. Sé que puede parecer un aprendizaje trivial, pero el experimento constituye jugar a cambiar un poco de paradigma sin perder la esencia. Mi intención no es convertirme a mí mismo en una celebridad de redes que pasa todo el día pegado a su teléfono, sino compartir estratégicamente información centrada en lo más importante: la música y mi experiencia como músico.

Hasta ahora he manejado las redes improvisando con aquello que se me ocurriera en cualquier momento, lo cual me ha hecho desperdiciar tiempo que he podido invertir en crear. En ese sentido, estoy aprendiendo a usar las redes con un propósito y con el objetivo de utilizarlas menos.

Ahí vamos!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s